21 feb. 2012

EL APRENDIZ DE GURÚ

El hombre justo no aspira a morir y resucitar a una vida perfecta, sino vivir hasta componerlo todo.

No hay comentarios: